Imprimir

Cuestionan la terapia hormonal para el cáncer de próstata

Escrito por diagramgen on . . Visitas: 400

abc27-12-2012ja1

El uso de las terapias de privación de andrógenos para prevenir anormalidades precancerosas de próstata en desarrollo en el cáncer de próstata agresivo podría tener efectos adversos en hombres con lesiones precancerosas con alteraciones genéticas específicas, según datos de un estudio preclínico publicado en Cancer Discovery. «El crecimiento y la supervivencia de las células del cáncer de próstata son muy dependientes de las señales que las células cancerosas reciben de un grupo de hormonas, llamadas andrógenos, que incluyen la testosterona», explicó Thomas R. Roberts, codirector del Departamento de Biología del Instituto del Cáncer Dana-Farber y profesor de Bioquímica y Farmacología molecular de la Escuela de Medicina de Harvard en Boston, Massachusetts (EE.UU.).

Hallazgos previos de dos grandes estudios aleatorios, controlados con placebo, ensayos de quimioprevención del cáncer de próstata revelaron que la terapia de privación de andrógenos reduce el riesgo general de cáncer de próstata de bajo grado. Sin embargo, ambos ensayos también revelaron un alto riesgo acumulado de cáncer de próstata de alto grado que ha causado preocupación entre los expertos.

Más agresivo

Utilizando un modelo de ratón de la enzima supresora de tumor PTEN, impulsado con alto grado de neoplasia intraepitelial prostática (una anomalía en la próstata que se considera que es la precursora principal del cáncer de próstata), Roberts y sus colegas investigaron si la privación de andrógenos quirúrgica o química podría prevenir que el cáncer pasara de precursor a progresar hacia una enfermedad más agresiva. «Cuando castramos a los animales, nos pareció que los tumores se encogían inicialmente. Sin embargo, luego volvieron a crecer y se convirtieron en invasivos», afirmó Roberts.

Así, los resultados de este estudio preclínico indican que la reducción profiláctica de la forma más activa de andrógenos o función de bloqueo del receptor de andrógenos podría tener consecuencias imprevistas en algunos hombres. «Estos hallazgos sugieren que a medida que los hombres envejecen y disminuyen los niveles de la testosterona, la pérdida de la testosterona en realidad podría alentar a los tumores de próstata indolente a ser más agresivos», añadió Roberts.

A su juicio, esto sugiere que los suplementos de testosterona podrían ser algo bueno para la próstata, a pesar de que la sabiduría actual sugiere lo contrario. Roberts señaló que estos resultados deben ser interpretados con cautela debido a que las glándulas de la próstata de los ratones son diferentes de sus contrapartes humanas, por lo que se necesitan más datos sobre tumores humanos para evaluar si los datos de esta investigación con ratones son aplicables a los hombres.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web