Imprimir

El polémico registro de nuevas infecciones de VIH estará listo el próximo año

on . . Visitas: 723


El Ministerio de Sanidad ultima el registro nacional de VIH, la herramienta que contabilizará las nuevas infecciones por el virus del sida en España. Si se cumplen las previsiones, estará operativo el próximo año, según ha anunciado a Ep el director del Plan Nacional sobre Sida, Tomás Hernández. El registro se pondrá en marcha en cuanto se reciban los datos de Andalucía, Comunidad Valenciana, Murcia y Castilla-La Mancha, las cuatro comunidades que aún no han enviado su información al Ministerio.

El único sistema de información que hoy permite conocer la evolución de la epidemia es el sistema de información que contabiliza a las personas con sida, es decir cuando ya se ha desarrollado la enfermedad. Este proceso puede producirse años después del contagio con lo que los datos de la evolución de la enfermedad no son tan reales.

La medida ha sido siempre aplaudida por los médicos, pero ha despertado los recelos de grupos activistas.El registro anotará cada nuevo caso en el momento en el que se confirme la infección con una prueba de VIH, ya sea en un centro de salud, un hospital o un centro de atención de enfermedades de transmisión sexual. Las nuevas infecciones se registrarán con un código identificativo junto al sexo del paciente. No figurarán ni iniciales, ni ningún dato que permita vulnerar el anonimato. «No habrá problemas de confidencialidad con esta base de datos, como no los ha habido hasta ahora con el registro de casos de sida», garantizó Tomás Hernández.

Una década paralizado

El registro de nuevas infecciones no es una promesa reciente. La idea de crear una herramienta de este tipo surgió hace diez años. Pero la medida estuvo paralizada por una demanda interpuesta por varias ONG ante el Tribunal Supremo. Se esgrimieron problemas de confidencialidad y el temor a que la medida tuviera un efecto perverso en la evolución del VIH. El argumento es que evitaría que muchas personas con sospecha de infección se hicieran la prueba para no ser identificados. Serían seropositivos sin saberlo y seguirían transmitiendo el virus.

En 2007 el Supremo dio la razón al Ministerio de Sanidad y despejó el camino para seguir adelante con el proyecto. En estos cuatro años, todas las comunidades autónomas han estado recabando información de fuentes tan diferentes como hospitales, laboratorios, ONG y centros para la atención de enfermedades sexuales.

Radiografía de la infección

Los datos que se recojan aspiran a ofrecer una radiografía exacta de la expansión del virus del sida en España. Ahora se estima que entre 120.000 y 150.000 personas son seropositivas, una cifra que se mantiene en la mayoría de los colectivos de mayor riesgo aunque con un repunte entre los hombres que mantienen sexo con hombres.

Estos datos son solo una aproximación. Se obtienen de extrapolar los datos de ocho comunidades autónomas, las primeras que empezaron a contabilizar las nuevas infecciones. El sistema de información ofrecerá un diagnóstico exacto con el que poder planificar las necesidades sanitarias y conocer la realidad de la infección.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web