Imprimir

10 minutos que salvan una vida

on . . Visitas: 553

25-06-2010ima1


Los hospitales murcianos necesitan cada día unas 250 bolsas de sangre para poder mantener la actividad en los quirófanos, los tratamientos contra el cáncer y los trasplantes de órganos. Sin la solidaridad de los donantes, que pierden como mucho diez minutos por un pequeño gesto que salva vidas, el sistema sanitario sencillamente no podría funcionar. Por fortuna, la Región cuenta con reservas suficientes y en los últimos años no se han producido situaciones críticas en las que las existencias de sangre hayan caído peligrosamente. Sin embargo, esto no quiere decir que los resultados no puedan mejorarse. De hecho, Sanidad ha detectado una caída en la donación de más de un 7% en lo que llevamos de año.

Aunque el descenso no ha tenido de momento consecuencias preocupantes, la Consejería hace una llamada a la población para corregir esta tendencia y evitar problemas este verano. «Los quirófanos no cuelgan el cartel de cerrado por vacaciones», advirtió ayer la consejera, Ángeles Palacios. Además, se incrementan las urgencias relacionadas con accidentes de tráfico.

Desde enero, se han producido 26.168 donaciones en la Región, 1.862 menos que en el mismo periodo del año pasado. Bien es cierto que la caída se produce después de que en 2009 las reservas de sangre aumentasen un 6%, alcanzándose en total las 56.543 unidades.

Vicente Vicente, director del Centro Regional de Hemodonación, recuerda que queda mucho por hacer. «España tiene un índice de 39 donantes por cada 1.000 habitantes, mientras en el conjunto de Europa hay 45 por cada 1.000». España es referencia mundial en trasplante de órganos -la Organización Nacional de Trasplantes acaba de recibir el premio Príncipe de Asturias- pero en el campo de la donación de sangre el resto de países europeos van por delante.

Las unidades móviles del Centro Regional de Hemodonación recorrerán durante julio y agosto, como es habitual, las playas de la Región en busca de veraneantes dispuestos a dedicar unos minutos a algo tan sencillo como la extracción de un poco de sangre para dar vida a otras personas. Durante el invierno, la mayoría de donaciones llegan de las zonas rurales del interior (las ciudades son menos solidarias), y en verano la actividad se traslada a la costa. Además, Cruz Roja participará activamente en la campaña veraniega a través de sus sus asambleas locales. Colaborarán los 7.200 voluntarios con que cuenta en la Región, destacó Aurelio Luna, presidente de esta ONG.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web