Imprimir

Mujeres llevan la Primavera Árabe al cine

Escrito por diagramgen on . . Visitas: 586

12-03-2012e2Las mujeres estuvieron en el frente de las revueltas populares que se propagaron el año pasado en Medio Oriente y el norte de África. El festival "Ocho Cineastas Árabes" ofreció un espacio para que cineastas presentaran sus impresiones de lo ocurrido y sus perspectivas sobre el futuro de la región.

Ochos filmes de diferentes realizadoras fueron presentados y discutidos en el Instituto Cervantes y la Akademie der Künste, en Berlín, del 29 de febrero al 6 de este mes. La mayoría de las producciones reflejan las perspectivas de las mujeres sobre la Primavera Árabe.

"La idea surgió hace tres años en una reunión de cineastas de América Latina y del mundo árabe en El Cairo", dijo a IPS la realizadora chileno-alemana Paola Rodríguez Sickert.

"En aquella oportunidad descubrí muchas similitudes entre ambas culturas", apuntó Rodríguez, también una de las curadoras del encuentro. "Desde entonces quise organizar un festival de cine de mujeres árabes en Europa, pero después de la Primavera Árabe, la idea adquirió una dimensión totalmente nueva", añadió.

"Todas las noticias sobre las mujeres árabes nos llegan a través de los medios", dijo a IPS la otra curadora, la española-alemana Chuz López Vidal, realizadora de vídeos. "La información occidental nos dice que están oprimidas por los hombres y la discusión se concentra en un elemento: el velo", observó.

"Nos dimos cuenta de que esa imagen no se acerca a la realidad. Las árabes son más fuertes y poderosas de lo que pensamos, y sí participan en sus sociedades", remarcó.

"Quisimos traer a estas mujeres a Berlín, mostrar sus películas. Y le pedimos a los espectadores que no hicieran nada más que escucharlas. Pusimos una plataforma para que ellas hablaran con libertad", añadió.

En el festival se mostraron filmes cortos de ficción y documentales largos. "Forbidden" (Prohibido), de 2011, realizado por una de las curadoras, Amal Ramsis, describe la lucha diaria del pueblo egipcio con las innumerables prohibiciones y normativas en las semanas previas a la revuelta popular del año pasado.

El documental será exhibido en el Festival de Cine Documental sobre Derechos Humanos de One World International, previsto para fines de este mes en Praga.

El filme con parte de animación "Kingdom of Women" (El reino de las mujeres), de 2010, de la artista y activista palestina Dahna Aburahme, relata cómo las mujeres palestinas del campamento de refugiados libanés de Ein el-Hilweh organizan su vida en medio de la guerra.

Uno de los principales filmes del festival fue "Ni Allah, ni Maître" ("Ni Dios ni Amo"), de 2011, realizado por la franco-tunecina Nadia el Fani, que también se presentó en el Festival de Cannes el año pasado. La película desató una campaña de odio de los islamistas tunecinos, que obtuvieron la mayoría en las elecciones de octubre en su país.

"No puedo volver a mi país, hay seis acusaciones en mi contra", dijo Nadia el Fani a IPS. "Todas por esta película. Los islamistas consideraron que el título era un insulto a Dios y a la religión. Cuando declaré en la televisión tunecina que era atea, me acusaron de promover el odio contra la religión", añadió.

En el filme, El Fani mantiene varias discusiones sobre laicidad con diversas personas en las calles de Túnez al comienzo de la revuelta de principios del año pasado.

"Me criticaron mucho", dijo a IPS. "La gente me decía: 'No es momento de hablar sobre laicidad'. Ahora los islamistas reclaman que la shariá (ley islámica) sea la piedra fundamental de la Constitución de Túnez", apuntó.

"Creo que tenía razón durante la revolución en decir: ahora hay que hablar de laicidad. No se podrá hablar sobre el tema el día mismo en que la shariá se transforme en la nueva Constitución."

Aunque ahora vive en el exilio, El Fani es optimista: "Es el comienzo y somos minoría, pero un día ganaremos. No por que hayamos perdido una batalla hoy debemos dejar de pelear".

En el breve filme de ficción "A Game" (Un juego), de 2010, la directora sudanesa Marwa Zein, de 26 años, se concentra en las relaciones personales en el mundo árabe. La película, basada en la historia del escritor italiano Alberto Moravia, trata sobre una madre divorciada y su hija que por un rato intercambian papeles.

"Ser divorciada no es aceptado en el mundo árabe", señaló Marwa Zein.

"Es una maldición, pero está cada vez más generalizado. Hay cierta hipocresía en nuestra cultura: todo el mundo lo sabe, pasa en todos lados, pero nadie lo menciona, y si ignoras el problema, no existe. Así funciona de este a oeste en las comunidades árabes. La gente tiene graves problemas con eso, pero en vez de tratar de resolverlos, los esconden", añadió.

"El resultado es que tenemos una sociedad enferma", sostuvo Marwa Zein.

"Tenemos una doble vida, un doble carácter, y es psicológicamente agotador. Pero los jóvenes y los artistas, las personas que lideran la revolución y tratan de cambiar nuestra sociedad, son las que tratan de ser ellas mismas", arguyó.

"Esta revolución no es el final, es solo el comienzo. Es un largo camino hacia la libertad y tenemos que andarlo. Ayudará a toda la sociedad a expresarse con libertad", añadió.

Otros filmes exhibidos durante el festival fueron "Letter to my Sister" (Carta a mi hermana), de 2006, de la documentalista argelina Habiba Djahnnine, "Damascus Roof and Tales of Paradise" (El techo de Damasco y relatos del paraíso), de 2010, de la directora siria Sudade Kaadan, "Lemon Flowers" (Flores de limón), de 2007, de la libanesa Pamela Ghanimeh, y "Shouting in the Dark" (Gritando en la oscuridad), de 2010, de la periodista estadounidense de Al Jazeera, May Ying Welsh.

Las ocho directoras se quedaron seis días en Berlín. Las curadoras y realizadoras Paula Rodríguez Sickert y Chus López Vidal reunieron imágenes de cada entrevista, proyección y discusión para hacer un nuevo documental, que pronto se presentará en todo el mundo. (ips)

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web