Imprimir

Africanos jóvenes desafían la tradición de tener muchos hijos

Escrito por diagramgen on . . Visitas: 434

18-11-2012e2El ugandés Charles Kayongo es padre de dos niñas pequeñas. Aunque las
tradiciones de su grupo étnico, los baganda, le obligan a tener un gran número
de hijos, él se niega.


Como varios otros padres jóvenes con escasos recursos en este
país de África oriental, que añoran un modelo de vida más moderno, Kayongo
afirma que él y su esposa, Eunice, quieren una familia pequeña.

"Es suficiente. No quiero más hijos. Yo discutí esto con mi esposa, y hemos usado
píldoras y condones en los últimos dos años. Los costos de los alimentos, de la
escuela y de los medicamentos ya son demasiado altos para mí", dijo a IPS este
hombre de 33 años en su hogar en la localidad de Mukono, en las afueras de
Kampala.

Kayongo, propietario de un bar, dijo que gasta 10 dólares al
día en su familia, y gana un total de 440 al mes.

"Estoy interesado en
la planificación familiar porque nos ayuda a tener una vida mejor. Me aseguro de
ir con mi esposa a la clínica. Tengo que pensar en las finanzas de mi familia",
señaló.

Uganda, con 34 millones de habitantes en la actualidad, es uno
de los países con mayor crecimiento poblacional del mundo, con una tasa anual de
3,2 por ciento.

"Cada año se suman un millón de personas, pero los
recursos no crecen en el mismo ritmo", explicó a IPS el jefe de programas de la
Secretaría de Población del Ministerio de Finanzas, Planeamiento y Desarrollo
Económico, Anthony Bugembe.

Kayongo integra una nueva generación de
esposos jóvenes ugandeses que comienzan a desafiar las largas tradiciones
africanas sobre paternidad, y prefieren tener familias menos numerosas y por
tanto más fáciles de mantener.

Lynda Birungi, de la organización no
gubernamental Salud Reproductiva en Uganda, dijo que cada vez más padres jóvenes
aceptan el control de la natalidad, sobre todo por motivos financieros. Sin
embargo, estos hombres todavía son minoría.

"De cada cinco mujeres que
vienen a nuestra clínica, solo una viene acompañada de un hombre. Pero hace más
de 20 años no venía ninguno. Ahora, la generación de padres jóvenes quiere un
mejor nivel de vida y siente que esto solo lo puede lograr teniendo familias más
pequeñas", explicó Birungi.

Mientras, en la sudoriental nación africana
de Malawi, lo que comenzó como un teatro itinerante conformado por 10 oficiales
de policía hace 11 años se transformó en un movimiento integrado hoy por más de
1.000 hombres que crean conciencia contra la violencia de género, los embarazos
no deseados y la mortalidad materna

La Conferencia de Hombres
Itinerantes (MTC, por sus siglas en inglés), que integran también algunas
mujeres, es financiada por el gobierno de Noruega y el Fondo de Población de las
Naciones Unidas.

En 2003, la MTC celebró de manera original la campaña
anual internacional "16 días de activismo contra la violencia de género".

Hombres de Etiopía, Kenia y Zambia convergieron entonces en la capital
malauí, Lilongwe, luego de largos viajes en autobús. En el camino, se detenían
en cada comunidad por la que pasaban y dejaban un mensaje contra la violencia de
género.

Desde entonces, cada diciembre, miembros de la MTC viajan en
autobús por varias comunidades de Malawi para crear conciencia entre los
hombres.

Wisdom Samu es integrante de la MTC. En septiembre de 2001,
perdió a su esposa poco después de que esta diera a luz a su séptimo hijo.

"Gracias a la MTC entendí que yo tenía la culpa. Nunca permití a mi
esposa el uso de métodos de planificación familiar porque yo quería más hijos",
dijo a IPS.

Samu desde entonces persuade a otros hombres de su comunidad
en Namitete, a 50 kilómetros de Lilongwe, para que también adopten métodos de
control de natalidad.

"Les digo que escuchen a sus esposas y planifiquen
con ellas, que les permitan usar métodos modernos de planificación familiar",
señaló.

Hay historias similares a las de Samu en todo Malawi, un país
donde cada día mueren 13 mujeres por complicaciones en el embarazo.

"Fueron esas atemorizantes estadísticas las que nos hicieron pensar...
Aceptamos reunir y movilizar a hombres de todos los niveles y sectores para
difundir estos temas a través de obras de teatro, canciones y debates", dijo a
IPS la presidenta de la organización no gubernamental malauí Red de Coordinación
sobre Género, Emma Kaliya.

Mientras, Malí, en el oeste del continente,
hace lentos pero firmes avances.

La tasa de mortalidad materna en ese
país cayó de 582 a 464 fallecimientos por cada 100.000 nacidos vivos entre 2001
y 2006, según un informe de 2010 del Programa de las Naciones Unidas para el
Desarrollo. Esto se logró en parte gracias a las intensas campañas para
involucrar a los hombres en la planificación familiar.

"Hace 10 años, mi
clínica en Bamako solía recibir solo a mujeres, pero hoy vienen acompañadas por
sus esposos, y eso para mí es una señal de que lo que estamos haciendo está
funcionando", dijo Mountaga Toure, director ejecutivo de la Asociación Malauí
para la Protección y Promoción de la Familia (conocida por su acrónimo francés
AMPFF).

La asociación está afiliada a la Federación Internacional de
Planificación Familiar (IPPF, por sus siglas en inglés).

"A veces veo a
hombres que vienen por su propia cuenta para retirar anticonceptivos para sus
parejas, y explican que sus esposas están demasiado ocupadas", dijo Toure en
entrevista telefónica con IPS.

Eso refleja un enorme cambio en un país
como Malí, de fuertes tradiciones islámicas.

Toure señaló que la AMPFF,
en sociedad con la IPPF, motiva a los hombres a hablar sobre temas que siempre
han sido considerados tabú.

"Para hacerlos entender, hablamos sobre la
economía, sobre si un hombre puede mantener a 10 hijos... Esto les ayuda a
comprender la razón por la cual necesitamos planificar con sus esposas cuántos
hijos son capaces de mantener sus bolsillos", señaló. (IPS)

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web