Imprimir

Inseguridad laboral posterga maternidad

Escrito por diagramgen on . . Visitas: 428

31-05-2012e2Manideepa Moitra es una de las jóvenes profesionales de India que prefiere progresar en su carrera antes de tener hijos. Se casó a comienzos de año y está dedicada a pleno a sus tareas en Gurgaron, ciudad satélite de la capital del país y floreciente polo en el sector de las tecnologías de la información.

"Todavía no pensamos en ser padres y tampoco sabemos cuándo será el momento oportuno para formar una familia. Estoy ocupada con mi carrera y desde que nos fuimos de Kolkata, donde viven nuestros padres, no tenemos un sistema de apoyo", explicó Moitra, de 28 años.

"Es una elección consciente priorizar nuestras carreras ahora, y mi esposo está de acuerdo en que no tengamos hijos en los próximos años", apuntó.

Es común en India que en la ciudad, las mujeres piensen primero en sus carreras, según una encuesta publicada a principios de este mes por las Cámaras Asociadas de Comercio (http://www.assocham.org/) (Assocham, por sus siglas en inglés).

La Fundación de Desarrollo Social de la Assocham entrevistó a unas 1.200 jóvenes casadas, empleadas de tiempo completo y sin hijos y a unas 800 madres de entre 24 y 30 años que no trabajan.

El estudio concluyó que la mitad de las 650 jóvenes casadas entrevistadas dijeron que pospusieron la idea de ser madres pronto. Su carrera y su trabajo son prioritarios y no los pueden sacrificar para tener hijos.

"En India, muchas trabajadoras no están dispuestas a sacrificar su carrera para formar una familia, pues son aprehensivas en el manejo del estrés y de las dificultades emocionales vinculadas al equilibrio entre trabajo y vida personal", explicó D. S. Rawat, secretario general de Assocham.

La conclusión del estudio sobre las mujeres profesionales son significativas en un país donde la edad fértil promedio es muy baja en las zonas rurales, y muy alta la mortalidad materna al llegar a 212 cada 100.000 nacidos vivos, según el Registro General de India.

Ranjana Kumari, directora del Centro de Investigación Social, de Nueva Delhi, indicó que hay un cambio perceptible en el enfoque respecto de la maternidad en las ciudades, y muchas mujeres elijen postergar el matrimonio y el momento de tener hijos.

"Hay varias condiciones externas que permiten a las mujeres decidir postergar la maternidad. Entre ellas, más estudios terciarios, apoyo familiar y comunitarios, empleos buenos y seguros y condiciones de vida confortables", dijo la experta a IPS.

"Definitivamente cambian las prioridades para las citadinas. Cuanta mayor formación, independencia económica y seguridad adquieren más confianza en sí mismas y dignidad y tienen mayor capacidad para tomar decisiones como la de casarse y tener hijos", explicó.

Diez por ciento de las mujeres entrevistadas para el estudio de Assocham dijeron trabajar para tener un mejor nivel de nivel de vida y acumular suficiente dinero para luego tener una familiar y hacer frente al costo de tener hijos.

Jóvenes profesionales como Moitra señalaron que la maternidad es un impedimento para desarrollarse laboralmente. "Si me tomo dos o tres años para tener hijos, luego es muy difícil volver y tener el mismo cargo", arguyó.

"Tener un hijo, cuándo tenerlo y cuándo no tenerlo, es y debe ser un derecho de la mujer, en el mejor de los casos en consulta con su compañero, pero de hecho rara vez queda restringido, y hay suficientes estudios que lo demuestran", sostuvo Indu Agnihotri, directora del Centro de Estudio de Desarrollo de Mujeres (CWDS, siglas en inglés), con sede en Nueva Delhi.

"Todos los estudios de ese tipo deben contextualizarse con datos duros y hechos. La participación de las mujeres en el mercado laboral en India es muy baja, más aun en las ciudades", explicó.

La última serie de estudios de la Oficina Nacional de Encuesta por Muestreo (NSSO, por sus siglas en inglés) muestra que la proporción de trabajadoras a escala nacional es de 25 por ciento, indicó Agnihotri.

NSSO es una organización que depende del Ministerio de Estadísticas e Implementación de Programas.

Pero "análisis más profundos realizados por colegas del centro mostraron que, de hecho, solo 15 por ciento de las mujeres preguntadas tienen un trabajo remunerado. Su participación en el mercado laboral de la capital en el periodo 2007-2008 fue de 7,1 por ciento en la franja etaria de 15 años y más", explicó.

"El verdadero problema es el desempleo, la falta de oportunidades y la pérdida de fuentes laborales existentes, pues creo que en la última recesión 27 millones de mujeres quedaron sin trabajo, pero no se habla de eso", remarcó.

Según el CWDS, el crecimiento en India es sin creación en igual medida de fuentes de trabajo, con altos niveles de pobreza, donde las mujeres son desproporcionadamente más entre las personas más pobres y en los peores e inseguros empleos, la mayoría en el sector informal. Sus salarios son muy bajos y tienen poca capacidad de negociación, dijo Agnihotri.

La especialista indicó que, dada la poca oferta laboral, incluso entre las encuestadas, y la inseguridad reinante, el sector privado tiene una política no declarada de despedir mujeres cuando están embarazadas y, la licencia por maternidad casi nunca se concede. (ips)

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web