Imprimir

ONG analiza caso de Cabo Cortés

on . . Visitas: 344

eluniversal

María Rivera, consejera para América Latina de la Convención Ramsar, dijo que su organismo05-02-2012JA1 internacional realiza un "proceso de análisis" para recomendar a México las acciones que deben tomarse con respecto al complejo turístico Cabo Cortés en la zona cercana al Parque Marino Nacional Cabo Pulmo en Baja California Sur y que no se descarta la posibilidad de que se proponga no otorgar los permisos para la construcción del complejo.

"Por ahora existen todas la posibilidades y hay que mirarlo de todos los ámbitos. No es fácil, porque precisamente el reto que tiene México es cómo manejar desarrollo sustentable, conservando sus áreas naturales. Nos llaman en un proceso coyuntural y nos ponen, precisamente, en otro reto", comentó.

El pasado mes de noviembre, miembros de la Convención de Ramsar, representantes de organizaciones ambientalistas y participantes del gobierno local y federal se reunieron en la zona para hacer un análisis del problema que se vive en la región.

Rivera adelantó a EL UNIVERSAL que el reporte de su organismo se prevé listo en las próximas semanas, donde se determinará —con base en las reuniones que sostuvieron— cuál es el mejor camino a seguir en esa zona del estado.

"Tuvimos entrevista con los pobladores y con el alto gobierno, escuchamos todas las perspectivas, desde la academia y la gente del proyecto. Con eso la idea es tener una visión, en el marco de los compromisos que ha adquirido México, ver cómo este proyecto se marca en un área adyacente. Se deben ver qué medidas se deben mejorar", señaló la representante Ramsar.

Entre las recomendaciones hechas por la organización a México se incluye la Reserva de la Biósfera de Marismas Nacionales. "En ese momento se tomaron en cuenta las notas que hicimos en el proyecto; en esa ocasión, el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) acató las medidas que se propusieron. Hasta ahora la cooperación que hemos tenido con el gobierno ha sido buena", dijo.

Para el caso de Cabo Pulmo, organizaciones e integrantes de la sociedad civil entregaron el pasado jueves una carta al presidente Felipe Calderón en la que demandaron ordene, antes de que concluya su administración, la cancelación definitiva del mega proyecto.

En entrevista para EL UNIVERSAL Gustavo Ampugnani, coordinador de la Campaña sobre Cambio Climático de la organización Greenpeace, alertó que el complejo representa un atraso para el trabajo que han hecho las comunidades para recuperar la zona.

"Hace cuatro años, los pescadores no sabían los riesgos de la caza indiscriminada y han trabajado en la conservación de la zona. El complejo representa un riesgo para esa colaboración que se ha alcanzado".

Explicó que este proyecto tiene una autorización condicionada para que en un plazo de dos años se pueda acceder a un permiso total. "La revocación del permiso se debe solucionar en esta administración, no se puede permitir que pase ese plazo".

Ampugnani señaló que el proyecto de Cabo Cortés intenta emular a los trabajos turísiticos en Cancún. "En la zona hotelera de éste se tienen 29 mil cuartos, cuando en Cabo Cortés se prevén existan 28 mil".

Para el representante de Greenpeace no se puede apostar a estos mega proyectos "que explotan los recursos naturales". Explicó que el turismo sustentable puede existir, siempre y cuando se respete el ecosistema de la región.

Arrecife de coral representativo

El Parque Nacional Marino Cabo Pulmo contiene el arrecife de coral más grande del Golfo de California y podría tratarse del más antiguo del Pacífico. Protegido desde hace 15 años por un centenar de habitantes de la localidad del mismo nombre, ha conseguido recuperarse de la sobrepesca y consolidarse como ejemplo de conservación.

No obstante, se encuentra en riesgo, de acuerdo con especialistas, organizaciones civiles y los propios habitantes, quienes abandonaron las redes para dedicarse a actividades turísticas; ellos a la fecha reprochan a autoridades y empresarios la pretensión de construir un megadesarrollo muy cerca de su comunidad y del arrecife.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales otorgó a inicios de este año una autorización parcial, pero mandó a realizar estudios para garantizar que no se afecta al ecosistema de Cabo Pulmo.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web