Imprimir

El Igape admite otra ayuda de 64.192 euros a la fundación de Porro

on . . Visitas: 409

elpais

El presidente de la Xunta pidió ayer tiempo para fiscalizar las cuentas de la Fundación Puerto de Vigo (FPV), a la que el Gobierno gallego entregó medio millón de euros pese a la escasa actividad desarrollada. Alberto Núñez Feijóo restó relevancia a las ayudas entregadas y al protectorado que la Consellería de Presidencia ejerce en el patronato de la fundación creada por la excandidata a la alcaldía de Vigo, Corina Porro, que redujo a la condición de una más de las 600 en las que desarrolla esa facultad. En todo caso, señaló que la Xunta dispone de tres meses "para ver el contenido y alcance de esa documentación".

El Igape admitió ayer haber aprobado en 2010 otra ayuda de 64.192 euros a la FPV como intermediaria de diez empresas que se acogieron a un plan de innovación y que aún no han cobrado -tampoco la FPV- por no haber justificado el gasto.

A Feijóo le extrañaron las críticas del PSdeG al supuesto descontrol de las ayudas entregadas a una fundación que ha acabado con deudas al final de su primer ejercicio, pese a su compromiso de autofinanciarse. "Es la primera vez que nos critican por ayudar al Puerto de Vigo", se sorprendió.

Feijóo, al término del Consello da Xunta, desmintió que Galicia pueda incumplir sus objetivos de déficit. Solo siete días después de realizar una advertencia en sentido contrario si Galicia no ingresaba los 243 millones que reclama del Fondo de Compensación, ayer descartó "taxativamente" esa posibilidad.

Lo que no descartó para cumplir ese objetivo es la posibilidad de suprimir órganos estatutarios como el Valedor de Contas o el Consello Consultivo. El de su supresión para afrontar la crisis es "un debate razonable, que se debe dar y que no nos debe escandalizar", aunque se mostró esperanzado en que no sea necesario tomar esa decisión.

El Consello de ayer aprobó el proyecto de ley de Cooperativas, que liberaliza algunas de las normas que rigen para este tipo de sociedades. También dio luz verde, solo dos semanas después de que Gerardo Conde Roa, del PP, tomara posesión como alcalde de Santiago, a una aportación de 2,7 millones de euros a este ayuntamiento, "para hacer frente a los gastos derivados de su condición de capital".

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web