Imprimir

Amnistía Internacional condena el creciente número de ejecuciones públicas en Irán

on . . Visitas: 363

28-04-2011treAmnistía Internacional (AI) ha condenado este miércoles un reciente incremento en el índice de ejecuciones públicas en Irán. Mientras en lo que va de año ya han sido ejecutados 13 hombres, durante todo 2010 esta cifra fue de 14, según los datos de los que dispone la organización, de acuerdo con los facilitados por las autoridades persas.

De esas 13 penas, ocho se han consumado desde el 16 de abril. Cuatro días después, dos menores de edad fueron colgados en público junto a un tercer individuo en Bandar Abbas (sur), lo que se convierte en la primera ejecución de delincuentes menores que se produce este año en todo el mundo. Habían sido acusados de violación y asesinato cuando tenían 17 años. Un cuatro hombre también fue colgado, pero solo por el cargo de violación.

Ya el 16 de abril habían sido ahorcadas otras tres personas en Shiraz, también en público. Fue la pena recibida por los cargos de asesinato, robo a mano armada y secuestro. El mismo día, otra persona acusada de cuatro asesinatos murió de la misma forma cerca de Kazeroun.

"Una vez más, Irán se ha distinguido por ser el único país este año en ejecutar a delincuentes juveniles. No deben morir más delincuentes juveniles en manos del Estado", critica la subdirectora de AI para Oriente Próximo y Norte de África, Hasiba Hadj Sahraoui. Esta recuerda que los condenados cometieron sus crímenes cuando eran menores de 18 años, a lo que hay que sumar el agravante de que sus ejecuciones fueron públicas.

"Es profundamente inquietante que a pesar de la moratoria sobre las ejecuciones públicas ordenada en 2008, las autoridades iraníes buscan de nuevo intimidar a la población con tales espectáculos, que no solo deshumanizan a la víctima, sino que brutalizan a quienes los presencian", prosigue Sahraoui en un comunicado de su organización.

A su entender, además de "una violación del derecho a la vida", las ejecuciones públicas son "una grave afrenta a la dignidad humana que no puede tolerarse".

El cómputo general de penas de muerte en Irán es muy superior, con al menos 86 casos en enero de este año y 135 en lo que va de 2011. Otros informes citados por AI añaden otras 40, incluidas algunas ejecuciones públicas. Las críticas de la comunidad internacional derivaron en una reducción significativa en febrero, pero de nuevo las cifras han vuelto a subir tras las vacaciones por el Año Nuevo iraní.

En 2010, las instituciones iraníes informaron de un total de 252 ejecuciones, pero AI dispone de otros estudios que apuntan a más de tres centenares.

Los ahorcamientos suelen llevarse a cabo con grúas, que levantan al condenado con la soga alrededor del cuello. Se trata de acontecimientos que son anunciados de antemano para que la población asista.

La República Islámica es uno de los pocos países que impone la pena de muerte a personas que infringieron la ley cuando eran menores de 18 años. Asimismo, fue el único país del mundo que llevó a efecto una pena de esta naturaleza en 2010.

AI recuerda que, según los expertos de la ONU en Derechos Humanos, las ejecuciones públicas no tienen ningún interés legítimo y solo sirven para aumentar la crueldad de los castigos, al tiempo que los deshumaniza y degrada. Europapress

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web