Imprimir

Filántropo

on . . Visitas: 468


La verdad es que hay pocas palabras más apropiadas que 'bochorno' para definir lo de Manolo Lama, el futbolero de Cuatro, la otra tarde en Hamburgo. Usted se habrá enterado sin duda del asunto: llega Lama al frente de una cohorte de aficionados del Atleti, se topa con un mendigo tirado en la calle y el periodista, generoso él, improvisa una especie de derrama masiva sobre el desdichado al grito de «¡Vamos a echarle pasta al amigo, ahí la gente del Atleti, a ver la pasta, la pasta, que este hombre sea feliz, joder!».

La imagen iba mostrando el festivo arremolinarse de atléticos en torno al mísero plato del mísero indigente: bufandas, móviles, una visa; de todo caía allí. Y el otro Manolo, Carreño, desde el plató de Madrid, subrayaba la acción solidaria con jubilosas expresiones de «Sí, señor»; sólo le faltó decir «con un par». Muy solidario, sí, pero en realidad no era otra cosa que una forma rastrera de hacer espectáculo con la desgracia de un hombre al que, por otro lado, no se pidió permiso para exhibirlo como 'trofeo filantrópico' ante las cámaras. Naturalmente, todo el mundo ha puesto el grito en el cielo, empezando por las ONG y terminando por las asociaciones de espectadores. Telespectadores Asociados de Cataluña lo ha explicado muy bien al denunciar que «se use la imagen de una persona sin recursos y sin su permiso para el entretenimiento televisivo, sin tener en cuenta su dignidad ni derecho a la intimidad», al protestar por «el tono burlón de los comentarios» y al definir el episodio como «un puro espectáculo protagonizado por una persona que no entiende qué pasa a su alrededor y no puede defenderse». El culpable, Manolo Lama, se apresuró al día siguiente a pedir perdón en Cuatro. Lo hizo diciendo que «yo educo a mis hijos en la solidaridad, pido disculpas a quien se haya sentido mal y les mando un beso". O sea, como Patricia Conde, que también manda besos a los apaleados en su programa. Sinceramente, no sé qué es peor: si la falta o la penitencia. Es verdad que Cuatro ha pedido disculpas de forma institucional. Ya es algo.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web