Imprimir

Empresas concienciadas

on . . Visitas: 903


Los tiempos en que las empresas se limitaban a producir para ganar beneficios, con poco compromiso social, han quedado atrás. Los profundos cambios sociales y económicos que estamos sufriendo están llevando a estas entidades a cambiar el rumbo y convertirse en agentes sociales comprometidos con los problemas que afectan al entorno en el que se desarrollan.

Claro está que las empresas tienen que ganar dinero, porque de lo contrario, cerrarían. Pero también han de tener un marcado compromiso con la sociedad en la que trabajan, porque si no también fallarían gravemente. Los primeros que han optado por incorporar esta dimensión ética a sus estructuras organizativas han visto cómo, si sus empleados están contentos y orgullosos de trabajar con ellos, rendirán más y, sobre todo, han advertido que si proyectan al exterior una imagen real de compromiso social aumentará su cartera de clientes. Por ello, cada día, más empresas están incluyendo en sus líneas estratégicas la Responsabilidad Social Corporativa (RSC). Una nueva (pero muy antigua en otros países) filosofía empresarial, que implica una forma diferente de entender las relaciones entre las empresas y el resto de la sociedad.

Este cambio del modelo productivo implica un compromiso social de las empresas con cuestiones que preocupan a la ciudadanía como son el medio ambiente, la sanidad o la educación, entre otros muchos.

De hecho, hace poco tuvimos la oportunidad de conocer uno de estos encomiables proyectos. Se trata de una iniciativa de la Clínica Dexeus de Barcelona y la organización no gubernamental que depende de ella, Matres Mundi, que ayuda a mujeres que han sufrido el horror de la mutilación genital femenina (ablación). Cada año realizan gratuitamente unas 15 operaciones de reconstrucción de clítoris.

Este es un ejemplo, pero no lo único que las empresas pueden hacer y aportar a la sociedad. Otra iniciativa que no podemos olvidar es el acuerdo entre Farmaindustria y la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias para crear fundaciones públicas de forma competitiva y con compromiso social. Si bien tenemos claro que este tipo de acciones deberían de estar lideradas por las Administraciones públicas, también somos conscientes de que, a falta de este liderazgo gubernamental, las empresas tienen mucho que aportar en la construcción de una sociedad mejor

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web