Imprimir

La fuerza de élite de las ONG

on . . Visitas: 475

3-06-2010_ima4


El campo de la solidaridad tiene cada vez menos de campamento 'boy scout' y más de campo de batalla. El último ejemplo lo ha dado el abordaje de La Flotilla de la Paz por soldados israelíes con el trágico saldo de nueve activistas muertos. Los palos, las balas y las camillas empapadas en sangre son la demonstración de que el avispero del mundo está enfadado y para calmarlo hacen falta más que veinteañeros con buena voluntad.

En Madrid se forma cada año a la élite de los cooperantes en zonas de riesgo, estudiantes encaminados a ser en el futuro los hacedores de la paz en terrenos en los que la estabilidad es un espejismo. Son los mejores y los más preparados para sembrar paz en tiempos de guerra. Cada año salen a ese violento escenario 500 alumnos instruidos en Canadá, Austria, Inglaterra, Alemania, Italia y España. La Fundación Helsinki-España con la colaboración de la Fundación Santander y bajo la supervisión de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) forma a una veintena de ellos. Les enseñan a moverse en países en conflicto, en zonas peligrosas o grandes catástrofes. Geopolítica, estrategia y diplomacia son algunas asignaturas, pero también reciben clases prácticas para salvar el pellejo: orientación en la naturaleza, gestión del estrés, conducción extrema en 4x4, localización de minas... Cinco de estos cooperantes han hablado para V.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web