Imprimir

El Museo Vasco del Ferrocarril de Azpeitia será gestionado a través de una fundación

on . . Visitas: 759

Logo_diariovasco

El Museo Vasco de Ferrocarril, institución ubicada en Azpeitia que desde 1994 ha venido dependiendo de Euskotren, ha pasado a ser gestionado a través de una fundación tras una decisión tomada por el Consejo de Administración, «como una política empresarial dentro del propio Euskotren» y que «reactiva un proceso que ya se había decidido en el anterior gobierno» del PNV, según aseguraba ayer el viceconsejero de Transporte y vocal del Consejo de Administración de Euskotren, Ernesto Gasco.

Ante las informaciones aparecidas sobre la destitución de Juanjo Olaizola como director del museo, Gasco aseguraba, bastante perplejo, que «Olaizola no ha sido cesado, sino que va a pasar a ser director de formación de Euskotren». El ex director del museo azpeitiarra ha declinado realizar declaraciones, «hasta que se clarifique la situación». Lo que sí dejó claro, a través de su abogado Aitzol Asla, es que las informaciones surgidas no habían salido de su boca.

Juanjo Olaizola, que tras ser contratado en 1989 por el Departamento de Transportes y Obras Públicas del Gobierno Vasco para redactar el inventario de patrimonio ferroviario de Euskadi y que, un año después, impulsó el proyecto del museo, «es un trabajador de la plantilla de Euskotren», informó Gasco, «al que se ha ofrecido un puesto importante, con un nivel retributivo igual al que tenía como director del museo, por lo que pensamos que es una promoción dentro de la empresa».

Hasta ahora, el puesto de director del museo se había adjudicado «a dedo», informó Gasco. «Ahora, cuando la fundación sea constituida, se realizará una convocatoria abierta a todo el mundo con la que se elegirá al nuevo director, y a la que el propio Olaizola se podrá presentar». Mientras tanto, y hasta que se efectue dicho proceso, el museo quedará en un periodo de dirección interina.

Euskotren, ya desde el gobierno anterior del PNV, había decidido constituir una fundación para dirigir el museo, «un proyecto en el que el propio Olaizola trabajó en su momento, por lo que conoce perfectamente como está ese proceso». Esa fundación se ha reactivado, «una consecuencia natural de racionalizar los recursos», y tendrá que elegir «con los procesos lógicos» al personal. «Mientras tanto, lo que se le ha hecho a la persona que ha venido dirigiendo el museo, Juanjo Olaizola, ha sido ofrecerle un puesto para que pueda seguir realizando su trabajo con la mayor normalidad posible, las mismas condiciones laborales y sin ningún perjuicio».

 

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web