Imprimir

Más de 900 detendos tras las protestas

on . . Visitas: 422


Con la retirada de la valla metálica que blindó la sesión plenaria del G-20, la policía de Toronto dio por terminado ayer su costoso (más de 800 millones) y polémico dispositivo de seguridad. Aún ayer no había un balance definitivo de detenidos, una cifra que las autoridades elevaron a más de 900 personas. Varias ONG criticaron la dureza con la que se empleó la policía el domingo, que contrastó con la pasividad ante algunos actos vandálicos el sábado en el centro de la ciudad.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web