Imprimir

Vulnerables a la pobreza

on . . Visitas: 723

laopiniondezamora

Si hoy por hoy existe un grupo de población vulnerable a la pobreza y también a la violencia, ese grupo lo encarnan losvulnerables niños. Los niños del Tercer Mundo y del primero. Son tantos los arrabales de miseria que circundan el mundo del bienestar en el que nos movemos y vivimos, sólo que no queremos mirar hacia esos cinturones de pobreza y marginación donde, junto al hambre y las drogas, habitan también los niños que no dejan de ser sus víctimas propiciatorias.

España no es ajena al problema. Es cierto que el nuestro es uno de los países con las tasas más bajas, afortunadamente, de mortalidad infantil de menores de cinco años (cinco por mil), pero lo que también es cierto y no hay que cerrar los ojos ni mirar hacia otro lado cobardemente, es que uno de cada cuatro niños está en situación de riesgo de pobreza. El dato me parece tremendo. Sobre todo cuando la sensación generalizada es de que a los niños españoles en su conjunto les sobra más que les falta. El dato, para que no quepa duda alguna de su fiabilidad lo ha proporcionado UNICEF que va más lejos todavía.

Por fortuna nuestros niños, los niños españoles, ven respetados sus derechos en un porcentaje importante, frente aquellos otros para los que esos derechos son papel mojado y su existencia permanentemente cuestionada, sobre todo si de niñas se trata. Son muchos los países donde las partidas de nacimiento son inexistentes y con ellas los niños y niñas que nacen para ser carne de explotación.

La esperanza de vida al nacer en España es una de las más elevadas del mundo, 80 años, no está nada mal, y la escolarización en primaria y secundaria obligatoria es del cien por cien. Precisamente tres de los Objetivos de Desarrollo del Milenio con respecto a la Infancia que tiene encomendados UNICEF son los de «lograr la enseñanza primaria universal; erradicar la pobreza extrema y el hambre y reducir la mortalidad infantil». Algo está pasando para que en un país del primer mundo se produzca un retroceso y la cifra de niños en riesgo de pobreza alcance el 25%. Por cierto, entre las prioridades del UNICEF para el periodo 2006-2009, figuran también: «la supervivencia y desarrollo del niño y la educación básica e igualdad entre los géneros».

A pesar de cifras tan alentadoras en materia de esperanza de vida y escolarización «los niños siguen siendo en nuestro país el grupo de población más vulnerable a la violencia y la pobreza». Y si UNICEF lo dice va a misa. Los datos están ahí pasando la prueba del algodón. A ver. En 2005, cerca de 3000 menores de 14 años (2.960) fueron víctimas de maltrato en su propia familia; 14.496 niños viven en centros residenciales de protección al menor. El Comité de Derechos del Niño, dependiente de la Onu, se ha mostrado «inquieto» por asuntos que nos deben de preocupar a todos, asuntos como los menores extranjeros no acompañados, psiquiatría infantil, explotación sexual de niños, violencia contra y entre menores, consumo de drogas, embarazos de adolescentes, dotación de recursos para la infancia, todavía cicateros, o el derecho a la participación infantil que no voy a decir que sea nula, pero no es todo lo generosa que se debiera.

No todo va a ser malo en los datos facilitados por esta organización dependiente de la Onu, ya que, por el contrario, la protección de niños frente a contenidos nocivos de televisión, Internet y videojuegos está dando resultados "positivos". Sin darnos cuenta, a veces metemos el enemigo en casa sin valorar las consecuencias pero, por lo que se ve, hay una especie de «vade retro» que juega favorable a la infancia. Ojalá se pueda hacer pronto lo mismo con la pobreza que planea sobre el 25% de la infancia en España.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web