Imprimir

El Banc dels Aliments prevé acumular 400 toneladas de ayuda directa

on . . Visitas: 617


A la espera del recuento final del martes, la campaña de recogida de comida del Banc dels Aliments, organizada en toda Catalunya entre el viernes y ayer sábado, prevé acumular 400 toneladas en ayuda solidaria.

Nuevo paso adelante en favor de la plena integración social y laboral de las personas con discapacidad y con especiales dificultades de poder acceder al mercado de trabajo.

El Gobierno popular de Juan Vicente Herrera ha alcanzado un acuerdo con el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) de Castilla y León, por el que las personas con determinadas discapacidades físicas, psíquicas, visuales o auditivas podrán acceder a puestos no permanentes en la administración autonómica, de manera excepcional y en condiciones especiales. Para ello se pondrá en marcha un programa experimental, en el que participarán de momento cuatro discapacitados escogidos por el propio Cermi, que es otra de las novedades del convenio, ya que será la asociación la encargada de seleccionar a los candidatos a estas plazas en la Administración.

El programa está dirigido a las personas con discapacidad intelectual con un grado igual o superior al 33 por ciento y para personas con discapacidad física igual o superior al 75 por ciento. Pero también se dirige a aquellos discapacitados con especiales dificultades para realizar jornadas a tiempo completo

Según informaban ayer desde la Junta de Castilla y León, la actividad consistirá en la realización de tareas de apoyo relacionadas con la Administración. Concretamente, llevarán a cabo labores típicas de los auxiliares administrativos, como pueden ser  la ordenación de documentación, archivo y registros, entre otras funciones, y podrán estar acompañados de técnicos de la Consejería de Familia o del propio Cermi hasta que el trabajador se familiarice con su nueva responsabilidad. A los discapacitados que participen en este programa se les formalizará un contrato laboral de seis meses ampliable a un máximo de otros seis meses, y tendrán que pasar previamente una serie de pruebas que determinen su capacitación para el puesto de trabajo que se les encomiende. «El empleo es vital para que estas personas puedan sentirse plenamente integrados y puedan realizar su proyecto de vida», señalaba el consejero de Familia e Igualdad de Oportunidades, César Antón, tras recordar que a lo largo de esta legislatura se ha avanzado bastante en la mejora de la calidad de vida de las personas con alguna discapacidad de nuestra Comunidad.

En concreto, Antón recordaba el Plan Estratégico de Modernización de la Administración y el Acuerdo Marco, suscrito con las organizaciones sindicales, para la reforma y modernización de la administración que recogía la puesta en marcha de medidas para facilitar el acceso al empleo público a las personas afectadas de una discapacidad. En este sentido, explicaba que la Junta aprobó el Decreto que regula el acceso de las personase con discapacidad al empleo público, a la provisión de puestos de trabajo y a la formación en la Administración autonómica. 

Entre las actividades formativas se encuentra este programa experimental presentado ayer. Al respecto, la consejera de Administración autonómica, Isabel Alonso, destacaba el compromiso de Castilla y León con este colectivo escenificado en la reserva del diez por ciento de plazas convocadas en la administración pública , que duplica la exigencia del Gobierno de España marcada en el estatuto Básico del Empleado Público.

Práctica de futuro
Por su parte, el representante del Cermi y presidente de Aspaym Castilla y León, Francisco Sardón, se felicitaba por la importancia de este tipo de iniciativas que, aparte de servir de acicate al colectivo, sirve de experiencia laboral de cara al futuro, ya que los que participen de ella tendrán mayores garantías de éxito cuando tengan que enfrentarse a una oposición.
Finalmente, cabe señalar que en Castilla y León hay alrededor de 160.000 personas con alguna minusvalía, ya sea física, psíquica, visual o auditiva.


Crece el presupuesto en 2011 para atender a este colectivo
El compromiso de la Junta de Castilla y León con las personas con alguna discapacidad es firme, con hechos y no solo palabras. Los datos están ahí, y a pesar de la crisis económica y  la restricción presupuestaria, la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades dedicará más de 124 millones de euros en 2011 para atender a las cerca de 160.000 personas con alguna minusvalía reconocida en nuestra Comunidad. Según datos facilitados por el Gobierno regional, Castilla y León cuenta con una oferta asistencial de 13.209 plazas, de las que casi dos mil se han puesto en marcha a lo largo de esta legislatura que está a punto de concluir. Destaca también la apuesta por el medio rural con un millar de plazas públicas creadas desde 2007 en nuestros pueblos. De cara al 2011, el departamento que dirige César Antón destinará cerca de cinco millones de euros para seguir creando nuevas plazas públicas de atención a discapacitados. Asimismo, se destinarán otros 21 millones a las asociaciones para sigan prestando servicios, y otros ocho millones más para adecuar y remodelar centros dependientes de la Gerencia Regional de Servicios Sociales.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web