Imprimir

Más del 18% de los catalanes se encuentra en riesgo de entrar en el umbral de la pobreza

on . . Visitas: 848

Image 

MÁS DE 650.000 NO LOGRA ESCAPAR DE LAS ESTADÍSTICAS

* El 11% de la población no logra salir de la pobreza 'coyuntural' de un año a otro

* Solteras, viudas y sobre todo inmigrantes son los ciudadanos más vulnerables

* Un hogar unipersonal es considerado pobre cuando no ingresa más de 7.000 euros anuales Image (Foto: Joan Manuel Balielles)

AGENCIAS BARCELONA.- Más de 650.000 catalanes se encuentran en una franja de renta que los sitúa en la pobreza persistente, aquella que no es coyuntural y dura más de un año, según un informe que indica que jubilados, mujeres solteras, amas de casa y, sobre todo inmigrantes asiáticos y africanos, son los más vulnerables.

El estudio, elaborado por los profesores del Departamento de Economía Aplicada de la UAB Sara Ayllon y Xavier Ramos para la Fundación Jaume Bofill, ofrece unas cifras, no obstante, que, a día de hoy, podrían ser incluso más negativas, ya que este informe sobre la dinámica de la pobreza en Cataluña se redactó con datos del bienio 2003-2004, cuando la población inmigrante -uno de los colectivos de mayor riesgo- no alcanzaba ni el 5% de la población.

Según recoge el estudio, -elaborado sobre 1.292 familias y 3.467 personas y que establece el límite de la pobreza en el 60% de la renta media-, el 18,5% de los catalanes está en riesgo de pobreza, una cifra por encima de la Europa de los 15 (17%) y ligeramente por debajo de los datos españoles (19,9%). Pero uno de los datos que más ha alaertado a los responsables del estudio es que, en términos cuantitativos, un 11% por ciento del total de catalanes de 2004, -los 650.000 antes citados-, se situaba por debajo de la pobreza persistente, o lo que es lo mismo, que no han logrado salir de su situación.

Los núcleos familiares que dependen de un único sueldo, no haber superado los estudios secundarios, los problemas de salud, la dependencia de ingresos de servicios sociales -sobre todo jubilados y viudas-, la temporalidad y precariedad en el trabajo o vivir de alquiler en vez de en piso de propiedad son algunos de los principales factores de riesgo para mantenerse dentro de la pobreza persistente. El colectivo más vulnerable es el de los inmigrantes, en especial los de habla no castellana, ya que el estudio indica que el 83 % de ellos corre el peligro de ser pobres persistentes.

Ramos lamenta que se haya perdido una "oportunidad de oro" para mejorar estos datos, ya que el crecimiento económico que se ha producido en el país no ha supuesto una redistribución de la riqueza, y tampoco han contribuido las políticas educativas, ya que el fracaso escolar -una vía para caer en la exclusión- ronda en estos momentos en Cataluña el 31%. El responsable del informe considera, no obstante, que en la actualidad "tendría que ser más fácil salir de la pobreza" porque los sistemas de protección social han ido mejorando, aunque por el contrario el precio "de locura" de la vivienda ha mermado la capacidad adquisitiva de las familias catalanas.

Según el estudio, una hogar unipersonal necesita (año 2003) una renta anual de 7.011 euros para vivir, cifra que aumentaría a 12.670 euros en el caso de una familia de dos adultos y un niño y a 14.723 para dos adultos y dos menores. Los autores del informe apuntan la necesidad de poner en marcha una estrategia integral para combatir la pobreza persistente, con una mejora de las garantías de renta para aquellas personas con riesgo de exclusión; una apuesta por políticas que permitan la conciliación laboral y familiar -que incentive el acceso de la mujer al trabajo- y la "inserción efectiva" de los inmigrantes, así como una reducción de la precariedad laboral y del fracaso escolar.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web