Imprimir

Cáritas atendió a 7.648 personas en la Ribera, la Safor y la Marina

on . . Visitas: 1051

Image 

ALZIRA El 84% de los atendidos eran inmigrantes en busca de trabajo y de regularizar su situaciónEl 84% de los atendidos eran inmigrantes en busca de trabajo y de regularizar su situaciónImageENRIQUE SIERRA/ ALZIRA Inmigrantes en un ‘ropero solidario’.

La Vicaría 5 de la red de Cáritas, es decir, la formada por las comarcas de la Ribera, la Safor y la Marina, ha presentado su memoria anual del año 2006, en el que la entidad atendió un total de 7.648 personas, una de cada cuatro atendidas en toda la diócesis de Valencia.

Los resultados son los presentados a partir de las memorias realizadas por 36 parroquias, de las 143 divididas en 16 arciprestazgos y 84 Cáritas parroquiales que componen estas tres comarcas.

La presentación de estas cifras coincide con la celebración el domingo día 10 del Día de la Caridad o Corpus Christi. En ellas se puede comprobar la realidad de la pobreza y la exclusión de las personas y colectivos existente hoy en día.

En la presentación de esta memoria en Alzira estuvieron Joan Paredes, miembro del equipo de la Vicaría 5, Teresa Safont, delegada, y Montse Alberola, la coordinadora.

Si hay un sector especialmente afectado ese es sin duda el de los inmigrantes, que conforman el 84% de las personas que requieren de atención, 6.425 en total.

Según Alberola, el grueso de estas personas atendidas “son inmigrantes sin papeles en busca de trabajo y con el propósito de regularizar su situación y familias con dificultades económicas”.

Otro dato que es digno de ser resaltado es el de las mujeres inmigrantes, que ocupan la mayor parte de los afectados.

Joan Paredes también quiso remarcar la importancia del voluntariado en Cáritas, también dominado por las mujeres y sobre todo por las mayores de 65 años, “448 voluntarios y voluntarias asumen un compromiso solidario y gratuito con los últimos y más desfavorecidos, sin el que nada sería posible”.

Cáritas realiza un sinfín de actividades en ayuda de los más necesitados que van desde la acogida en las parroquias o los proyectos para inmigrantes o para la infancia, hasta los “roperos solidarios” o economatos.

En 2006 estas Cáritas destinaron 173.070 euros a la atención primaria, de los que casi el 40% se destinaron a
la alimentación.

Teresa Safont, del arciprestado de Alzira, destacó que cada día “se atienden en nuestras parroquias a una veintena de personas, la mayoría quiere sus papeles en regla e intentamos ayudarles pero la tramitación es muy larga y difícil, tenemos más de 200 expedientes”.

La delegada de la Vicaría 5 declara que los que van a comprar al economato “pagan la mitad de lo que cuesta lo que obtienen” y que “la ropa desechada se recicla, con lo que no se hace negocio”.

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y para ofrecerle contenidos más interesantes. Para obtener más información sobre las cookies y cómo eliminarlas, consulte nuestra Política de Privacidad.

Sí, acepto cookies de esta web